Soy una incomprendida. Alguien raro en un mundo de normales, o la única normal en un mundo de raros. Soy una de esas personas que se pregunta cosas que a la mayoría de la gente le da igual, que concede importancia a algo que los demás ignoran, y que ignora por qué extraño motivo el mundo concede tanta importancia a determinadas cosas. También soy un poco loca, o considerando quizás la proporción en el mundo, ustedes son los locos y no yo.








12 dic. 2011

He aprendido que sin duda alguna, seguiré aprendiendo.

En mi vida he aprendido... Que no puedo hacer que alguien me ame, solo convertirme en alguien a quien se puede amar. El resto depende de los otros. Que se pueden requerir años para construir la confianza y únicamente segundos para destruirla. Que lo que verdaderamente cuenta en la vida no son las cosas que tengo alrededor, sino las personas. Que no puedo compararme con lo mejor que hacen los demás, sino con lo mejor que puedo hacer yo mismo. Que lo más importante no es lo que me sucede, sino lo que hago al respecto. Que hay cosas que puedo hacer en un instante y pueden ocasionar dolor toda la vida. Que es importante practicar para convertirme en la persona que yo quiero ser. Que es mucho más fácil reaccionar que pensar... y más satisfactorio pensar que reaccionar. Que puedo llegar mucho más lejos de lo que pensé posible. Que soy responsable de lo que hago, cualquiera sea el sentimiento que tenga. Que si no controlo mis actitudes ellas me controlan a mi. Que los héroes son las personas que hacen aquello de lo que están convencidos, a pesar de las consecuencias. Que el dinero es un pésimo indicador del valor de algo o de alguien. Que en muchos momentos tengo el derecho de estar enojada, más no el derecho de ser cruel. Que el verdadero amor y la verdadera amistad, continúan creciendo a pesar de las distancias. Que por más fuerte que sea mi duelo, el mundo no se detiene por mi dolor. Que mientras mis antecedentes y circunstancias pueden haber influido en lo que soy, yo soy el responsable de lo que llego a ser. Que dos personas pueden llegar a mirar la misma cosa y ver algo totalmente diferente. Que sin importar las circunstancias, cuando soy honesto conmigo, llego más lejos en la vida. Que muchas cosas pueden ser generadas por la mente; el truco es el autodominio. Que tanto escribir, como hablar, alivia dolores emocionales. Que el paradigma en el que vivo no es la única opción que tengo. Que aunque la palabra amor pueda tener diferentes significados, pierde su valor si la usamos con ligereza. He aprendido que sin duda alguna, seguiré aprendiendo.

Acerca de mí

Mi foto
¿Yo? Una loca más del montón. Vivo en mi mundo, rodeada de mis amigos y familia. Soy orgullosa, sí, y callo muchísimas cosas que me gustaría decir. Odio la gente hipócrita, falsa. Como cualquier persona tengo mis rayes, pero dentro de todo creo que soy una persona bastante tranquila. Algo romántica, sensible, apasionada, histérica, comprensiva, soñadora, bipolar, tierna, simpática, a veces algo fría. Me gusta leer, escribir para descargarme, salir, caminar. Me encantan los días de lluvia para dormir y mirar por la ventana, experimentar nuevas experiencias, vivir la vida intensamente sin importar lo que digan los demás, simplemente a tu manera. Me gustaría gritarles a las personas ¡Bienvenidos, este es mi mundo! (sepan trato de ser perfecta) así que si te gusta bienvenido sea.